Cremallera rígida ¿Tu chaqueta o bolso tiene una cremallera rígida?

¡Prueba este sencillo truco para que vuelva a funcionar sin problemas!

Puede ser muy frustrante que la cremallera no se abra ni se cierre fácilmente. Estás a punto de irte a trabajar por la mañana y, seamos sinceros, tienes un poco de prisa y luego tu cremallera simplemente no sube. ¡Esto lleva un tiempo que simplemente no tienes! E incluso si tu hacer tener el tiempo; una cremallera rígida es molesta. ¿Tu cremallera está atascada o simplemente rígida? No tire la prenda en cuestión ni la traiga para que la arreglen de inmediato. ¡Todo lo que necesitas es un lápiz para arreglarlo tú mismo!

Un lápiz es todo lo que necesita para que su cremallera vuelva a funcionar sin problemas.

Lápiz

Este es un truco muy simple que solo consta de dos sencillos pasos. Primero, debe ubicar el punto exacto en la cremallera que causa la rigidez. ¡Aquí es donde entra el lápiz! Usa el lápiz para colorear el lugar rígido y haz esto a fondo. Cuando intente usar la cremallera nuevamente, notará que será mucho más fácil cerrarla.

Papel pergamino

Si no tienes un lápiz por ahí, hay otra forma de hacer que este truco funcione. Frotar un trozo de papel pergamino en el punto rígido de la cremallera también funcionará. El papel de pergamino está ligeramente grasoso, lo que asegurará que la cremallera vuelva a funcionar sin problemas. ¡Es así de simple!

Pero preste atención: este truco no funcionará para una cremallera con dientes rotos. Tendrá que reemplazar la cremallera o intentar arreglarlo usted mismo. ¡Afortunadamente, también tenemos un truco para eso! Léalo aquí: ¿Tiene una cremallera rota? ¡Con este sencillo truco podrás arreglarlo tú mismo en muy poco tiempo!

Te ha parecido de utilidad este contenido ¡Puedes puntuar!

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba